Espiritualidad

Esta categoría contiene 6 entradas

Itinerario espiritual de Ignacio de Loyola

Documento en PDF:
Itinerario espiritual de Ignacio de loyola – Coroella
Documento en Word:
Itinerario espiritual de Ignacio de loyola – Coroella

Síntesis de la ponencia del P. Jesús Corella sj para la Semana de Estudios sobre la Espiritualidad Ignaciana

San Ignacio nos atrae por la totalidad de su persona, su modo de pensar y de sentir, la manera de decidir y de relacionarse, por la unción llena de buen sentido con el que encara los asuntos más diversos. Y le preguntamos: ¿Cómo llegaste a este modo de ser? ¿Dónde está el secreto de tanta armonía, de tu personalidad tan realizada y tan fecunda? Y sobre todo ¿Cuál fue el papel de Dios en esta transformación y crecimiento, al mismo tiempo tan humano y tan divino?
La respuesta es que tu vida tiene mucho de peregrinación, de búsqueda y encuentro, de tenacidad y docilidad y de este modo tú y Dios consiguieron un estilo de vida de gran calidad cristiana, en donde por un lado se hace transparente la acción divina en este mundo y, por otro, vives en profunda plenitud, totalmente dedicado al servicio de los demás.

Ignacio de Loyola. Solo y a pie

Documento en PDF:
Solo y a pie – Tellechea

J. Ignacio Tellechea Idígoras

…hemos de contemplarle de cara, no de espaldas; desnudar de clichés y de imágenes gloriosas nuestra memoria, girar decididamente hacia atrás las manecillas del reloj, acompañarle en su largo itinerario o peregrinación sin saber lo que va a pasar más tarde. En suma, por elemental discurso de método, olvidar al santo. Después de todo, como dijo Manuel Machado en su bello soneto dedicado a Loyola:
«Santo, más luego de no serlo tanto
para serlo mejor…».

Ignacio

Salmos del Evangelio

Documento en PDF:
Salmos del Evangelio – Trigo

Documento en Word:
Salmos del Evangelio – Trigo

Pedro Trigo SJ

Tu hijo, Señor, subía al monte solo.
Había pasado el día en olor a multitudes
había entusiasmado a la gente hasta el delirio
y ahora subía al monte sin mirar atrás
mientras la muchedumbre se dispersaba por la llanura
y los discípulos atravesaban, desconcertados, el lago.
Una hora, Señor, de profundo desencuentro.
Las sombras lo llenaban todo
Jesús parecía caminar hacia la última luz de las alturas
caminaba, Señor, hacia ti, la luz indeficiente.
Cuando se hizo completamente de noche, seguía allí, solo
¿solo también de ti, Señor? Solo ante ti
y, de cualquier manera que fuera, solo contigo
que nunca lo dejaste solo
ni siquiera cuando él se sintió en la cruz abandonado por ti.

Retiro sobre la Hospitalidad

Fichas para el retiro sobre la espiritualidad:
Retiros Hospitalidad 8 Fichas 2014

David Pantaleón SJ
Provincia de Antillas

San Agustín nos dejó esa frase provocadora en su comentario al relato de Emaús: “la hospitalidad les devolvió lo que la duda les había quitado”. Y Henri Nouwen nos plantea el proceso de maduración en la fe como un camino que va de la hostilidad a la hospitalidad.

Celebración de reconciliación

Documento en PDF
Celebración de Reconciliación – MPF2000

Documento en Word
Celebración de Reconciliación – MPF2000

Celebración de la Reconciliación: Pbro. Ranulfo Pacheco López
Parroquia San Matías Apóstol, Matías Romero, Oaxaca
Misión por la fraternidad 2000

Que el encuentro entre nosotros y con Jesús nos anime a reconstruir nuestras relaciones fraternas y así propiciemos un mundo donde la reconciliación esté basada en el amor y la justicia.

Perdón y reconciliación

Presentación en PDF:
Perdón y reconciliación

Javier Escobedo Conde sj
Ibero Ciudad de México

Un clima de perdón y reconciliación altera la moral de manera positiva y ayuda a menguar la sed de venganza y el resentimiento social.

Autobiografía – Ignacio de Loyola

Documento en PDF:
San Ignacio de Loyola – Autobiografía

Texto recogido por el P. Luis Gonçalves da Camara entre 1553 y 1555

…leyendo la vida de nuestro Señor y de los santos, se paraba a pensar,razonando consigo: ¿qué sería, si yo hiciese esto que hizo San Francisco, y esto que hizo Santo Domingo? y así discurría por muchas cosas que hallaba buenas, proponiéndose siempre a sí mismo cosas dificultosas y graves, las cuales cuando proponía, le parecía hallar en sí facilidad de ponerlas en obra.